El misterio de las 4 y 20 de la mañana

lunes, noviembre 12, 2007 9:45
Publicado en la categoría loteria d'o 00420, purnas

Abro los ojos. Como muchas noches. Miro el reloj, pero sé la hora que es. Son las 4 y 20 de la mañana. Noche tras noche esa hora me confunde. Me despierta. Nunca he sabido el motivo. Hace meses que a las 4 y 20 de la mañana me despiero, abro los ojos, escruto el espacio y me doy la vuelta. Si mi cama no tuviera kilómetros de vacío te mordería el hombro suavemente o te besaría el cuello. Como mi cama es hectáreas de vacío me doy la vuelta y me duermo. A veces, en los primeros instantes pienso si es un camión el que me ha despertado. O si es mi vecino, que vuelve de juerga. Quizás sólo es mi compañera de piso que va al baño siempre a la misma hora. O tan sólo que sueño a esa hora justa que ya no hay vacío.

 

Etiquetas: relatovacíocamahoranoche

Puedes dejar una respuesta, o un trackback desde tu sitio.

Dixa un comentario