Agujeros en la camiseta del tiempo

lunes, noviembre 6, 2006 17:56
Publicado en la categoría purnas

20061106165657-sahara-librew.jpg

Parece que el tiempo no pasa. Parece que desde febrero no ha pasado nada. Y ahí está, noviembre, con sus fríos tardanos. De aquel febrero de frío, de curso, de dudas…llegamos al noviembre de cambios, crisis y despidos. Hace 31 años hoy que Marruecos invadió “pacíficamente” el Sáhara, y todavía tiene que existir Um Draiga. Para recordarnos que hay un pueblo sobre las arenas, que todavía lucha diariamente para sobrevivir. Hace 20 que debió crearse un organismo para gestionar los fondos del Archivo de la Corona de Aragón, donde están las raíces documentales de lo que una vez fue una potencia en Europa, y hoy se debate en varios trozos entre la integración forzosa e irremediable y el irredentismo imposible. 20 años después el gobierno español ha tenido la graciosa diligencia de crear, de una puta vez, el Patronato. Con sonrisa de bobo lo miramos desde aquí, un país que para muchos jamás debió existir, y, que, por supuesto, nunca jamás deberá existir. Hablando del patriotismo de Espe(Ranza) Aguirre, la rica, dicen en Libertad Digital hoy que “sólo el nacionalismo español es inclusivo”. Y tienen toda la razón. Es inclusivo hasta con los que no quieren ser españoles. ¿Qué más muestra de amor que la de desposeer de todo para incluir en los amantes brazos de la españolísima patria?. Tan inclusivo es que cabe todo. Quiera o no. Y si no cabe, lo estigmatiza, esta España nuestra, y aquí paz y después gloria. De incluidos están los cementerios y las cunetas llenos. ¿Qué menos?. Hoy es como siempre. Mañana será como hoy. Y el futuro en el aire. En la esperanza, en la de verdad. En el mal menor que suponen los sandinistas en Nicaragua, 16 años después de perder la revolución. En la rebeldía de Oaxaca también hay futuro. El cierzo trae chispas de rebeldía. ¿Qué son unos agujeritos en la camiseta a cambio de vivir?

Etiquetas: rebeldíasáharadespidoschispassandinistasFSLNNIcaraguaAragónArchivoPatronato

Puedes dejar una respuesta, o un trackback desde tu sitio.

Dixa un comentario