El viento que agita la cebada

lunes, septiembre 25, 2006 8:53
Publicado en la categoría purnas

Una nueva película de Ken Loach sobre el tema de sus películas. “El viento que agita la cebada ” está ambientada en la Irlanda preindependiente, pero narra el continúo conflicto en cualquier lucha entre el idealismo y el realismo. También en Tierra y Libertad hablaba Loach de esto. O la revolución o la guerra. Y a fin de cuentas todas sus drama-comedias sociales “Lloviendo Piedras” o “Ladybird, ladybird” abordan la misma cuestión. En “El viento…” los hay que se conforman con “lo que hemos podido conseguir” y los que creen que “no han muerto todos nuestros compañeros sólo para ésto”. El conflicto se plantea entre Irlanda e Inglaterra (por dios con los hooligans), pero también entre irlandeses. Como siempre. Cada vez que se está cerca del final de una lucha hay un grupo que no se conforma. A veces es realista, y a veces no. Por eso no es de extrañar que salgan unos encapuchados en el día del soldado vasco. Por eso no sería de extrañar que hubiera una escisión en ETA, como la hubo en el IRA. Cuando un conflicto se enquista siempre hay quien no acaba de conformarse con lo conseguido. Porque detrás quedan muertos, víctimas y verdugos. En tener cintura en esos momentos está la clave de la paz. La película habla de más cosas, por supuesto, pero también resuenan las palabras de Dan, un personaje idealista, revolucionario, que va más allá. Deportado que sin embargo descubre en la deportación el placer por leer y aprender, maquinista de tren y republicano. Él dice la frase más importante de la película. “Si aceptamos este tratado para este estado libre, los ricos seguirán siendo ricos y los pobres pobres, sólo habremos cambiado el color de la bandera y el acento de los que mandan“. Ahí queda eso.

Etiquetas: LoachcebadaETAEuskadiIrlandaIRA

Puedes dejar una respuesta, o un trackback desde tu sitio.

Dixa un comentario