Paradojas del libremercado. El monopolio.

martes, septiembre 6, 2005 10:58
Publicado en la categoría purnas

Una de las paradojas del libremercado y de su de su derivado, la privatización de los servicios públicos, es que las empresas que se ponen a competir entre ellas, acaban por devorarse unas a otras. Se intentó que el cable no derivara en un monopolio, y se territorializó. Able en Aragón, Ono en Valencia, Madritel en Madrid, etc. Auna acabó comprando Able, Ono ha comprado a Auna. Y al final, Ono tendrá el monopolio en el 80% del territorio español (y subiendo) y además sin el control del Estado. La OPA de Gas Natural sobre Endesa responde al mismo patrón. Se liberaliza el sector energético, hasta hace unos años en manos del Estado, y al final unas empresas fagocitan a otras, creando un gigante (el tercero del mundo) de la energía, que acaba por monopolizar el mercado, y una vez más sin el control estatal. En unos años hemos pasado de un monopolio público a un monopolio privado. Situación fantástica para el sufrido consumidor, por otra parte. ¿De qué han servido esas campañas puerta a puerta para cambiar de compañía?. “Si se cambia a Gas Natural le daremos un plátano y un peluche”. “Si se viene a Endesa le regalamos una entrada para el delfinario”. Al final, como siempre, sólo podrás elegir donde quieres que te claven la espada. Es fácil, si quieres en el pecho, la cartera al bolsillo de la chaqueta, si quieres en el culo, la cartera en el bolsillo del pantalón.

Puedes dejar una respuesta, o un trackback desde tu sitio.

Dixa un comentario