Roldán, ni vivo ni muerto

miércoles, noviembre 17, 2004 21:55
Publicado en la categoría purnas

cupinterior93.jpgPaesa vivo. Roldán, ni vivo ni muerto. Vera, entre el cielo y el suelo. Corcuera, colocando enchufes, que es lo suyo. La excúpula de interior está entre Pinto y Valdemoro, perdida en el limbo. Con sus fondos reservados y sus GAL. Ayer en la biblioteca, y en mi última pulsión literaria, cogí un nuevo libro de Carvalho. “Roldán, ni vivo ni muerto”. El libro tiene su miga. En la página 40 ya han salido todos. Corcuera, Paesa, Amedo, Domínguez, Vera y Luisico “el relojero”. El aragonés. Lo cual también tiene su gracia, porque el libro está lleno de Chilindrón, y de lugares míticos como la discoteca “El Coto”, el “Rincón de Aragón”, o las Bodegas Almau. A fin de cuentas, “soy de Zaragoza, no hace falta añadir nada más”. “Lo maravilloso a veces nos aguarda en Zaragoza, y no hay que ir a buscarlo a Madrid, Barcelona, Damasco o Samarkanda”.

……

En efecto, lo del domingo de Batasuna se ha quedado en agua de borrajas

……

En cambio, la Asambleya de Chobenalla en Jaca, no. Y CHA ha expulsado a sus juventudes por oponerse a Mularroya, a la Expo y querer un Aragón independiente.

Puedes dejar una respuesta, o un trackback desde tu sitio.

Una respuesta to “Roldán, ni vivo ni muerto”

  1. Las manos invisibles de la memoria | Purnas en o zierzo says:

    marzo 15th, 2011 at 12:45

    […] y las vísceras. Y me alegró encontrar a Zaragoza con otro muerto, Vázquez Montalbán en “Roldán, ni vivo ni muerto“. Hoy he retomado a Carvalho, pero diez años atrás. Y la primera página, en el Caribe, me […]

Dixa un comentario